Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
29 MAYO 2020

Quiero que nada humano me sea ajeno. Absolutamente nada: Libertad, libertades, educación, libertad de educación, matrimonio, familia, amor, sexualidad, maternidad, paternidad, infancia, demografía, defensa de la vida, ciencia, conciencia, ciencia con conciencia, Religión, razón, Fe, verdad, Política, mentira, manipulación del lenguaje, ‘política’, políticos, Derecho, derechos, paz, guerras, violencia, terrorismo, víctimas del terrorismo…

La permanente novedad del Evangelio

Salvador Dalí, entusiasta admirador de Velázquez, visitaba frecuentemente el Museo del Prado, en una búsqueda incansable de la perfección técnica y estética. Se cuenta que en cierta ocasión alguien, extrañado por tanta visita a la pinacoteca, preguntó a Dalí: «Maestro, pero ¿hay algo nuevo en El Prado?» Dalí, sorprendido, respondió: «¿Qué hay de nuevo? Velázquez, es lo nuevo.» El tratamiento de la luz, el color, la composición, la “fotografía” de la realidad, la captación de la atmósfera. La maestría técnica y la emoción estética: aquí radica la novedad permanente a la que se refería el maestro. Por separado, técnica y emoción, no hubieran pasado de hacer de Velázquez uno más entre los grandes genios de la pintura; juntas logran convertirlo en una fuente de la que brota permanentemente el asombro y la admiración renovadas.

Con más profundidad, y plenamente enraizada en lo humano, podemos encontrar en nuestra sociedad una auténtica fuente de permanente novedad: el Evangelio, la “Buena Nueva” de Jesucristo resucitado, vencedor de la muerte. Jesucristo, cuyo nacimiento acabamos de festejar, elevando al hombre a categoría divina transforma la humanidad en Humanidad, pues el hombre ya no volverá en adelante ni a estar sólo ni a ser una masa informe. Jesucristo entrando en la historia humana la hace Historia, dándole un sentido y un futuro. Esta es la novedad permanente del Evangelio: pasado, presente y futuro, en perfecta sintonía en cada encuentro personal con Jesucristo, en cada manifestación del Espíritu Santo, en cada manifestación de Dios. El “hombre nuevo”, presente ya tanto en el «hago nuevas todas las cosas» del Apocalipsis (21,5), como en los «cielos nuevos y la tierra nueva» anunciados por Isaías (65,11).

El Papa Francisco ha aludido a esta visión radicalmente nueva de la historia en la Homilía (www.vatican.va/holy_father/francesco/homilies/2013/index_sp.htm) en la celebración de las primeras vísperas de la Solemnidad de Santa María, Madre de Dios y Te Deum de acción de gracias, el 31 de diciembre de 2013, en la Basílica de San Pedro: «La visión bíblica y cristiana del tiempo y de la historia no es cíclica, sino lineal: es un camino que va hacia un cumplimiento. Un año que ha pasado, por lo tanto, no nos lleva a una realidad que termina sino a una realidad que se cumple, es un ulterior paso hacia la meta que está delante de nosotros: una meta de esperanza y una meta de felicidad, porque encontraremos a Dios, razón de nuestra esperanza y fuente de nuestra alegría.»

Una experiencia más concreta, más directa, más vivencial, de esta permanente novedad del Evangelio la tenemos, precisamente, en el Evangelio de la Vida y la Familia, buena noticia que hunde sus raíces en la auténtica naturaleza –«recta antropología», en expresión del Beato Juan Pablo II- de lo humano, frente a tanto desvarío ideológico, llamado por su propia naturaleza radicalmente falsa, a ser efímero y caduco.

Veamos la hermosa invitación del Papa, el domingo 16 de junio de 2013, en la Plaza de San Pedro, en la Homilía (www.vatican.va/holy_father/francesco/homilies/2013/documents/papa-francesco_20130616_omelia-evangelium-vitae_sp.html) en la Santa Misa para la Jornada Evangelium Vitae: «Miremos a Dios como al Dios de la vida, miremos su ley, el mensaje del Evangelio, como una senda de libertad y de vida. El Dios vivo nos hace libres. Digamos sí al amor y no al egoísmo, digamos sí a la vida y no a la muerte, digamos sí a la libertad y no a la esclavitud de tantos ídolos de nuestro tiempo; en una palabra, digamos sí a Dios, que es amor, vida y libertad, y nunca defrauda (cf. 1 Jn. 4,8, Jn. 11,25, Jn. 8,32), a Dios que es el Viviente y el Misericordioso. Sólo la fe en el Dios vivo nos salva; en el Dios que en Jesucristo nos ha dado su vida con el don del Espíritu Santo y nos hace vivir como verdaderos hijos de Dios por su misericordia. Esta fe nos hace libres y felices. Pidamos a María, Madre de la Vida, que nos ayude a acoger y dar testimonio siempre del ‘Evangelio de la Vida’.»

 

La permanente novedad del Evangelio

| 104 comentarios valoración: 3  494 votos
sobre este blog
Vicente Agustín Morro López

Gracias a Dios, 30 años felizmente casado y padre de 5 hijos. Trabajando, por maldición bíblica, y estudiando, por amor a la sabiduría y a la Verdad. Miembro del Foro de la Familia y de la Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de Valencia. Luchando por la vida,  la libertad y la familia. Mi lema, el del caballo Boxer (Rebelión en la granja): ¡Trabajaré más fuerte!
Búsqueda en los contenidos de la web

>SÍGUENOS EN

>Entrevistas

El otro es un bien, también en política

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>Últimos comentarios

Fitting Attitude trelm - but mediocre may also singly swarm canadian pharmacy online It ogles to the calciferol of the myriad from - Por Hfbdlga
La vida por encima de fronteras - Los frecuentes roces entre buenos vecinos, han desaparecido para defender la vida, por encima de fronteras y que queda muy claro en este gran artículo. Es una sensacional noticia, que apenas ha tenido eco en los medios de comunicación españoles. ¿Por qué?. - Por José Luis Amat
Tutora legal - La desprotección de las "tutoras legales" es realmente significativa... Un juez podría acogerse a esta omisión para privar del derecho de educación a los hijos adoptivos de una pareja de lesbianas...  - Por Anselmo
MUCHÍSIMAS GRACIAS - Muchísimas gracias por tu apoyo, gracias por tus letras y tus palabras, de corazón desde Cádiz, un millón de gracias!!!! - Por Begoña Huerta Gómez de Merodio
Nos importa a muchos - El problema es el de aquellos políticos que ven en su profesión, una oportunidad para encumbrarse personalmente y perpetuarse en el poder, el de aquellos que lejos de servir al bien común, se sirven de la política para medrar a costa de lo que sea, que anteponen los votos a las necesidades reales de las personas, que atienden a los,sondeos de opinión, antes que al clamor de la gente sencilla, de las familias que pasan dificultades para llegar a fin de mes, de los padres que quieren educar a sus hijos conforme a sus principios y no conforme a la ideología imperante. Ese es el problema.  Y en la causa de la vida y la defensa de la maternidad, somos mas de los que pensamos, pero no hacemos ruido, porque nos dedicamos día a día a sacar adelante a nuestra familia, a trabajar lo mejor posible en estos momentos difíciles y nos queda poco tiempo para lo demás. Porque pensamos que para eso deben estar los políticos , que son muchas veces los que nos ponen las cosas mas complicadas, olvidándose de su vocación ha de estar al servicio de los mas necesitados, de esas madres embarazadas con serias dificultades para seguir adelante. Y las abandonan en el angustioso abismo vital que supone el drama del aborto. Y aprueban deleznables e injustas leyes que no se merecen ni los animales. Y convierten en derecho el asesinato.  También hay políticos que miran hacia otro lado, que teniendo la oportunidad de arreglar las cosas no lo hacen por falta de "consenso interno en el partido". Tibios y mediocres son los apelativos mas suaves que se mercen, porque ese consenso y esa pasividad les hacen  complices de la barbarie de muerte y desesperación que conlleva cada aborto. Y efectivamente, les importa un rábano todo esto, porque tienen la sartén del BOE por el mango y pueden decidir lo que es legal o no en cada momento. Me gustaría saber cuántos de estos serviles conocen a alguna madre que haya sufrido el trance de abortar a su hijo, porque nadie les ha apoyado, porque los que tenían que defenderlas, promueven leyes de muerte o no las recovan cuando pueden. Este gobierno tiene en sus manos la oportunidad histórica de hacerlo.  Hay un proyecto de Ley que, aunque sigue manteniendo la puerta del aborto abierta, no lo hace de par en par, como la vigente normativa. Que sepan los que tienen capacidad de influencia o decisión en este punto, que si abandonan el proyecto de Ley, con él abandonarán a cientos de miles de madres necesitadas y a sus hijos. La decisión está en sus manos. De ella depende la mía -y me temo que la de muchos que estamos hartos y nos sentimos engañados-, en las próximas elecciones. No se fíen del voto cautivo o del mal menor.  Sean coherentes con su programa y fieles a sus principios. Es lo que esperamos de ustedes. Cada vida importa y muchas vidas dependen de ello. - Por Pablo Táuler