Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
25 NOVIEMBRE 2020

Quiero que nada humano me sea ajeno. Absolutamente nada: Libertad, libertades, educación, libertad de educación, matrimonio, familia, amor, sexualidad, maternidad, paternidad, infancia, demografía, defensa de la vida, ciencia, conciencia, ciencia con conciencia, Religión, razón, Fe, verdad, Política, mentira, manipulación del lenguaje, ‘política’, políticos, Derecho, derechos, paz, guerras, violencia, terrorismo, víctimas del terrorismo…

DISCREPANDO RADICALMENTE, SIN DISCRIMINAR A NADIE

Vicente A. Morro López

DISCREPANDO RADICALMENTE, SIN DISCRIMINAR A NADIE

El pasado 23 de julio tuve el honor de comparecer ante la Comisión de Políticas de Igualdad de Género y del Colectivo LGTBI, en Les Corts Valencianes, para intervenir en la Comisión Especial de Participación Ciudadana en la tramitación del “Proyecto de Ley, de la Generalitat, de igualdad de las personas LGTBI”; honor, porque aunque sea desde la discrepancia más profunda y radical, es un deber cívico colaborar con el Estado de Derecho en la elaboración de las normas que a todos nos obligan y afectan, manifestando la opinión y propuestas, por vía de enmiendas, de una parte de la sociedad civil.

Uno de nuestros propósitos, al comparecer, era demostrar que la nuestra es una sociedad plural, en la que no existe el pensamiento único ni la ideología única, al menos de momento. Hay multitud de ciudadanos que no se sienten identificados ni vinculados con la ideología de género, que es el pensamiento políticamente correcto que se impone a toda la sociedad desde determinados grupos o colectivos. La ideología dominante de género, difundida por “tierra, mar y aire”, y regada con abundantes fondos, públicos y privados, no puede limitar la libertad de pensamiento, de expresión y de conciencia de los ciudadanos que no la compartimos. No somos la mayoría, pues de nueve comparecientes ocho eran miembros de diferentes colectivos y organizaciones vinculadas al denominado “colectivo LGTBI” y apoyaban, lógicamente, la necesidad de la norma, y solo uno –nosotros- éramos contrarios tanto a su contenido como a la necesidad de su aprobación, al considerar que es redundante en nuestro ordenamiento jurídico, de profunda carga ideológica y que ignora el derecho a la libertad de educación.

La lástima es que, dado el formato de las comparecencias, es imposible responder a las múltiples y siempre interesantes preguntas de sus Señorías. Después de 8 minutos de exposición, los representantes de los grupos parlamentarios –cinco en este caso- tienen cuatro minutos para preguntar al compareciente y, finalmente, el compareciente tiene solo un turno de cuatro minutos finales para “responder”, lo cual es obviamente imposible, cuando se realizan más de veinte preguntas.

Link a la grabación de la comparecencia:

http://videos.cortsvalencianes.es/seneca/ds.asp

Link a la página de FCAPA, donde consta el texto de la comparecencia y otros materiales relativos a la ideología de género:

http://www.fcapa-valencia.org/documentos/fcapa/comparecencia_corts_valencianes_230718.pdf

DISCREPANDO RADICALMENTE, SIN DISCRIMINAR A NADIE

Vicente A. Morro López | 373 comentarios valoración: 3  33 votos

El pasado 23 de julio tuve el honor de comparecer ante la Comisión de Políticas de Igualdad de Género y del Colectivo LGTBI, en Les Corts Valencianes, para intervenir en la Comisión Especial de Participación Ciudadana en la tramitación del “Proyecto de Ley, de la Generalitat, de igualdad de las personas LGTBI”; honor, porque aunque sea desde la discrepancia más profunda y radical, es un deber cívico colaborar con el Estado de Derecho en la elaboración de las normas que a todos nos obligan y afectan, manifestando la opinión y propuestas, por vía de enmiendas, de una parte de la sociedad civil.

Uno de nuestros propósitos, al comparecer, era demostrar que la nuestra es una sociedad plural, en la que no existe el pensamiento único ni la ideología única, al menos de momento. Hay multitud de ciudadanos que no se sienten identificados ni vinculados con la ideología de género, que es el pensamiento políticamente correcto que se impone a toda la sociedad desde determinados grupos o colectivos. La ideología dominante de género, difundida por “tierra, mar y aire”, y regada con abundantes fondos, públicos y privados, no puede limitar la libertad de pensamiento, de expresión y de conciencia de los ciudadanos que no la compartimos. No somos la mayoría, pues de nueve comparecientes ocho eran miembros de diferentes colectivos y organizaciones vinculadas al denominado “colectivo LGTBI” y apoyaban, lógicamente, la necesidad de la norma, y solo uno –nosotros- éramos contrarios tanto a su contenido como a la necesidad de su aprobación, al considerar que es redundante en nuestro ordenamiento jurídico, de profunda carga ideológica y que ignora el derecho a la libertad de educación.

La libertad de educación en la Comunidad Valenciana en el punto de mira.

Vicente Abustín Morro López

Breve ponencia presentada el pasado 14 de junio en el Ateneo Mercantil de Valencia en un acto organizado por el Foro de Opinión Francesc de Vinatea y la Real Academia de Cultura Valenciana, para hablar de LIBERTAD DE EDUCACIÓN.

Efectivamente, la libertad de educación –derecho humano reconocido también en la Constitución Española- está en el punto de mira de una parte de nuestra sociedad, de una parte de la comunidad educativa. Ocuparse de la cuestión de la educación, y necesariamente en consecuencia de la libertad de educación, es fundamental para el futuro de nuestra sociedad:

En primer lugar, deseamos agradecer al Foro de Opinión Francesc de Vinatea y a la Real Academia de Cultura Valenciana, que hayan invitado a nuestra Federación a participar en este acto, que tiene un título tan sugerente como real, por desgracia: “La libertad de educación en la Comunidad Valenciana en el punto de mira”. Efectivamente, la libertad de educación –derecho humano reconocido también en la Constitución Española- está en el punto de mira de una parte de nuestra sociedad, de una parte de la comunidad educativa: sindicatos, federaciones de asociaciones de padres, partidos políticos y asociaciones más o menos “cívicas” o “culturales”.

Ocuparse de la cuestión de la educación, y necesariamente en consecuencia de la libertad de educación, es fundamental para el futuro de nuestra sociedad: nuestros hijos, aunque cada vez sean menos por el invierno demográfico que nos invade, son ese futuro, por eso debemos darles la mejor educación posible, una educación en libertad, de calidad y en igualdad. Defender la libertad de educación es hoy en día nadar contracorriente. Es más cansado, exige esfuerzo, pero es la actitud más verdaderamente humana. A los hijos no los educa la tribu entera, los educamos los padres; con todo el apoyo y la ayuda técnica que sea necesaria por parte de los centros escolares y de los docentes, y también de otras instituciones sociales. Apoyo y ayuda, pero no sustitución en el derecho, y deber, de educar a nuestros hijos.

La Federación Católica de Asociaciones de personas guardadoras 1 y de personas guardadoras 2 o de progenitores 1 y 2 de alumnos y alumnas de la Provincia de Valencia se siente orgullosa de nadar contracorriente en este asunto, como en otros muchos, y está dispuesta a seguir defendiendo los derechos de los padres en este ámbito.

Cuando hablamos de educación estamos hablando, en primer lugar, de personas: nuestros hijos; luego de libertad y de derechos, y después de todo lo demás: curriculums, habilidades, competencias, financiación, sistemas, inglés, TICs, etc., etc., etc. Hablamos de nuestros hijos, de su futuro, de su felicidad. Como señala Javier Orrico, «un debate sobre la enseñanza, sobre la educación que es su consecuencia, es siempre en el fondo un debate sobre la felicidad, sobre cómo preparar a los niños y a los jóvenes para conseguirla, para hacer frente a la vida.» Por eso es profundamente injusto generar tanta incertidumbre en las familias, especialmente cuando se carece de fundamento para ello, más allá de programas políticos o proyectos ideológicos. Se han dirigido a nosotros familias angustiadas porque a sus hijos les cierran las aulas y tienen que cambiar de centro; directores de colegios afectados por el denominado “arreglo escolar” preocupados porque la gente de su barrio ya no va a poder llevar a los pequeños a su centro escolar; familias obligadas a cambiar de colegio porque modificaban la jornada escolar sin dejarles exponer los problemas reales de esos cambios.

La libertad de educación en la Comunidad Valenciana en el punto de mira.

Vicente Abustín Morro López | 281 comentarios valoración: 3  327 votos

LA EDUCACIÓN Y LOS DERECHOS DE LOS PADRES

Vicente A. Morro López

LA EDUCACIÓN Y LOS DERECHOS DE LOS PADRES.

Comunicación presentada, en nombre de la Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de la Provincia de Valencia (FCAPA), en la Fase Diocesana de Valencia del I Congreso Interdiocesano de Educación, el día 20 de mayo de 2017.

Parafraseando a Chesterton, podríamos decir que quien manipula la educación, quien trata de modificar su sentido y esencia transformándola en mera ideología, «no sabe lo que hace, porque no sabe lo que deshace.»:

Eminentísimo y Reverendísimo Sr. Cardenal, Excelentísimo y Reverendísimo Sr. Obispo Auxiliar, Excelentísima Rectora Magnífica de la Universidad Católica de Valencia, distinguidas autoridades religiosas y académicas, señoras y señores:

La Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de la Provincia de Valencia (en adelante, FCAPA) agradece la invitación a participar en este encuentro preparatorio del I Congreso Interdiocesano de Educación que se desarrollará, Dios mediante, en el próximo mes de octubre, bajo el lema “La Educación: un reto a los padres, a la Iglesia, y a la sociedad”.

Parafraseando a Chesterton, podríamos decir que quien manipula la educación, quien trata de modificar su sentido y esencia transformándola en mera ideología, «no sabe lo que hace, porque no sabe lo que deshace.» Permítanme dirigirme en este momento, para mostrar todo el apoyo y solidaridad de FCAPA, a las comunidades educativas de los centros que hoy han visto publicada en el DOGV la resolución que injustamente les recorta sus derechos. Nuestra Federación se ofrece a prestarles todo el apoyo que necesiten en la defensa de esos derechos y en la recuperación, mucho más temprano que tarde, de la libertad de educación de la que hoy se han visto privados.

La educación, y esto es lo que parece que molesta a algunos, es un servicio a la verdad: ciencia, razón y derecho. Para nosotros, los católicos, la verdad, en minúscula, hace referencia directa a la Verdad, en mayúscula. El pasado domingo, precisamente, proclamábamos en el Evangelio de la Eucaristía quién es esa Verdad, que además es Camino y Vida. Como ya ha señalado en diversas ocasiones nuestro Arzobispo, el problema central de la escuela y de los sistemas y de las instituciones educativas, es la cuestión de la verdad, que no es una más entre las muchas cuestiones que la persona, cada persona, debe afrontar, sino la cuestión fundamental.

Este servicio a la verdad, en palabras de Santa Teresa Benedicta de la Cruz (Edith Stein), hace que el objetivo de la educación sea «… la formación del ser humano en su totalidad, en todas sus fortalezas y capacidades con el fin de que sea lo que debe ser.» D. Antonio lo ha dicho esta tarde, en el mismo sentido, con otras palabras: «llegar a ser plenamente hombre». Ser lo que debe ser, esa es la clave. Esto es, una vez más, lo que algunos no pueden aceptar: que haya una instancia exterior y superior –ya sea la naturaleza, la realidad o Dios- que me indique qué y quién soy.

Como señaló el Papa Benedicto XVI, en su homilía en la Santa Misa de la Cena del Señor, en el año 2012, «pensamos ser libres y verdaderamente nosotros mismos sólo si seguimos exclusivamente nuestra voluntad… Esta es la rebelión fundamental que atraviesa la historia, y la mentira de fondo que desnaturaliza la vida. Cuando el hombre se pone contra Dios, se pone contra la propia verdad y, por tanto, no llega a ser libre, sino alienado de sí mismo. Únicamente somos libres si estamos en nuestra verdad, si estamos unidos a Dios.»

Como recordó también el Papa Benedicto XVI en su Discurso a la Asamblea general de la Conferencia Episcopal Italiana, el 27 de mayo de 2010, «educar es formar a las nuevas generaciones para que sepan entrar en relación con el mundo, apoyadas en una memoria significativa que no es sólo ocasional, sino que se incrementa con el lenguaje de Dios que encontramos en la naturaleza y en la Revelación, con un patrimonio interior compartido, con la verdadera sabiduría que, a la vez que reconoce el fin trascendente de la vida, orienta el pensamiento, los afectos y el juicio.»

LA EDUCACIÓN Y LOS DERECHOS DE LOS PADRES

Vicente A. Morro López | 692 comentarios valoración: 3  140 votos
sobre este blog
Vicente Agustín Morro López

Gracias a Dios, 30 años felizmente casado y padre de 5 hijos. Trabajando, por maldición bíblica, y estudiando, por amor a la sabiduría y a la Verdad. Miembro del Foro de la Familia y de la Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de Valencia. Luchando por la vida,  la libertad y la familia. Mi lema, el del caballo Boxer (Rebelión en la granja): ¡Trabajaré más fuerte!
Búsqueda en los contenidos de la web

>SÍGUENOS EN

>Entrevistas

El otro es un bien, también en política

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>Últimos comentarios

- Nice information, key and mind blowing structure, as offer particularly finished with epic thoughts and examinations, social gatherings of staggering information and inspiration, the two of which I need, in light of offer such a suffering information here. Chandigarh Escorts - Por swati
A mí si me importa - Tras la noticia de que el gobierno renuncia a reformar la ley del 2010 solo puedo mostrar mi indignación. Miles de mujeres se verán abandonadas ante un embarazo inesperado y muchas de ellas abocadas a abortar por no tener ayudas ni apoyo que resuelvan su situación económica, legal, psicológica o familiar. - Por Amaya Azcona Directora Fundación REDMADRE
- CINE Y FILOSOFÍA O EL DERECHO FUNDAMENTAL A FILOSOFAR EL DERECHO FUNDAMENTAL A FILOSOFAR CINE CONTINUO Mónica Herrera Rdríguez Si a las generaciones futuras se les reitera la importancia de su derecho a filosofar, tendremos un mundo crítico, creativo y cuidadoso. Antes de la lectura de este comentario cabe aclarar que lo descrito a continuación está basado en la entrevista hecha a Jordi Nomen en Aprendiendo juntos iniciativa de la compañía BBVA y a los diversos artículos que hablan de la Misión de Sabios en Colombia. Dicho esto, y contemplando la situación actual no solo de Colombia sino del planeta en términos ambientales, sociales, y salubres que ahogan poco a poco a las comunidades y dejan cada vez una estrecha cabida para la subsistencia de generaciones futuras, se plantea como la disciplina de la filosofía puede llegar a promover la solución definitiva a estos sucesos. Tenemos que comprender en primera instancia que el derecho a filosofar es un derecho innato con el cual cuenta el ser humano, y, a pesar de no ser una acción formal está implícito en nuestro actuar, pensar y hablar, es decir, es mediante este derecho como conocemos e indagamos del mundo y nuestro entorno. La filosofía como disciplina nos obliga a dejar del lado el “yo” para convertirlo en un “nosotros” permitiendo una construcción de una comunidad inclusiva, comprensible y respetuosa. Por lo cual, concordancia con lo propuesto por Jordi y los objetivos de la misión de sabios, donde confluyen en un punto común, como lo es el permitir la indagación del entorno desde edades tempranas, generando así que el individuo pueda identificar sus intereses personales, para luego brindarlos a una comunidad, permitirá la relación armónica de una comunidad que trabaja en un ideal común. En conclusión al permitir que la sociedad potencialice su derecho a filosofar para la comprensión de su entorno, generaremos una sociedad que le apasionan sus actividades y así podrán contribuir a la construcción de una sociedad crítica, creativa y cuidadosa de sus acciones, propuestas y convivencia. - Por Mónica Herrera Rodríguez
- CINE Y EL DERECHO FUNDAMENTAL DE FILOSOFAR Desde la perspectiva de Matthew Lipman con esta frase remarcable me gustaría dar comienzo a este ensayo: “La filosofía es una saber que nos hace críticos, nos hace creativos, nos hace cuidadosos”. Pero ¿Qué convierte esto en una realidad para mí? Creo que muchas veces este es el principal inconveniente con el que nos encontramos hoy en día. A pesar de ser un argumento de peso y fundamentado, muchas veces en nuestra vida nos limitamos a replicar opiniones de personas que han llegado a sus conclusiones, pero esto no significa que estas ejemplifiquen algo valioso para uno. Con esto no quiero decir que cualquier persona no tiene la capacidad de enseñarnos algo nuevo. Por lo contrario, comparto el pensamiento de Montaigne, que hablaba acerca de que los amigos nos permiten reconocernos a nosotros mismos, y de esta forma volvernos mejores. Sin embargo, la duda que me surge es ¿qué proceso conlleva cada persona para poder aceptar la opinión de otro?. Por ende, basándome en la película ágora, pude notar que el debate sano es aquello que lleva a generar el conocimiento, ya que, si todas las personas estuvieran de acuerdo en todas las instancias, no da lugar a filosofar, ni a los cuestionamientos, generando así un peor estancamiento que el que generó la quema de escritos en la ciudad de Alejandría. Por otra parte, Citando parte de la entrevista realizada a Jordi Nomen, donde él encierra que muchas veces lo jóvenes tienen conocimientos filosóficos, pero no saben filosofar. Me atrevería a decir que muchas veces como jóvenes tenemos mucha información acerca de nuestro entorno, pero ni siquiera sabemos interpretarla, ni mucho menos aportamos a este. Nos encontramos en una sociedad donde se nos inculca la obediencia y el memorizar, y se deja de lado crear, creer y aportar a un cambio. Ignorando, que todos en algún momento creamos un lazo y nos volvemos responsables de otros, como se da en el fragmento del principito donde se encuentra con la zorra y nos volvemos cada vez menos humanos. Estos actos de inhumanidad se han generado en múltiples ocasiones, pero en películas como Ágora, se evidencia que muchas veces como seres humanos no sacamos lo mejor de tener puntos de vista diferentes, sino que al contrario, nos sentimos atacados y recurrimos a la violencia ante la más mínima muestra de disparidad como se dio en esta película por la religión. Por esto para mi es importante que se conciba el filosofar como un derecho, pero de igual forma como un deber, ya que es necesario interrogarnos sobre las cosas. Esto nos permite volvernos mejores ciudadanos desde el punto de vista que nos vuelve más críticos y justos, y por ende mejores personas. Por esto como decía Matthew Lipman es necesario que los niños aprendan a filosofar, ya que, de no ser así, se seguiría una línea constante de puntos a los que han llegado otras personas a través de la interpretación personal, sin embargo, esa línea que nos guía muchas veces nos aparta de llegar a otros puntos a los cuales podemos llegar cuando nos atrevemos a interrogarnos filosóficamente. Rousseau, filósofo del siglo 18 el hombre debe superar su individualidad para buscar el bien común, ser pasar del yo al nosotros, para crear algo juntos que valga la pena. En conclusión, algo que realmente me agradó de la entrevista es que la vida no tan solo consiste en ser inteligente y creativo, sin embargo, es importante interactuar con los demás, ser más humanos. - Por KATALINA CANDELA NUÑE
No es la economía, estúpidos - Estos del PP, se creen que con la economía está todo arreglado. Pero no es así. Lo alucinante, es que está cediendo espacio a quien nunca les va a votar. Con su pan se lo coman. Yo no. - Por José Luis Amat