Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
31 MAYO 2020

Quiero que nada humano me sea ajeno. Absolutamente nada: Libertad, libertades, educación, libertad de educación, matrimonio, familia, amor, sexualidad, maternidad, paternidad, infancia, demografía, defensa de la vida, ciencia, conciencia, ciencia con conciencia, Religión, razón, Fe, verdad, Política, mentira, manipulación del lenguaje, ‘política’, políticos, Derecho, derechos, paz, guerras, violencia, terrorismo, víctimas del terrorismo…

Entonces, ¿para qué diablos sirve el Partido Popular?

Vicente A. Morro López

Al contrario de lo que hace el PP, cumplo la promesa que anuncié al publicar mi último post. El anterior se titulaba “Los tres poderes del Estado, el Partido Popular y el Tribunal Constitucional”. En él ya se denunciaba el incumplimiento por Mariano Rajoy y su Gobierno de las promesas electorales del PP en aspectos fundamentales para el futuro de nuestra sociedad: las cuestiones de principios y valores. Este artículo ya fue publicado, hace ahora dos años, en el diario Las Provincias y en la web Análisis Digital. Se vuelve a publicar sin retocar ni rectificar nada, pues desgraciadamente está plenamente vigente. Es más, visto lo visto, cabe decir con toda justicia que lo poco que han hecho el Señor Rajoy y el Partido Popular lo han hecho muy mal. La LOMCE es puro continuismo maquillado; el Anteproyecto de modificación de la ley del aborto se ha abortado sin explicación –como ampara la Ley que los populares quieren mantener, la “Ley Aído/ZP/Rajoy”-; en ‘apoyo’ a la familia, palabrería y promesas vacías, que los Presupuestos Generales contradicen año tras año. En fin, continuismo de los populares con las políticas radicales, pura ideología de género, de los gobiernos de ZP.

Gracias a Dios, la sociedad civil española no está dispuesta a rendirse con fatalismo. El 22N en Madrid, cientos de miles de españoles demostramos que no vamos a acostumbrarnos a lo que Marías, cuyo centenario celebramos, denominó "aceptación social del aborto". Pueden incumplir y mentir, pero se lo demandaremos. No estamos cautivos, ni nuestros votos. Somos libres y responsables, por eso no vamos a aceptar que nos impongan una sociedad enemiga de la vida, la mujer y la maternidad.

Entonces, ¿para qué diablos sirve el Partido Popular?

El Partido Popular está dedicándose, exclusivamente, a intentar resolver algunos asuntos urgentes de contenido económico, pero está olvidando las cuestiones esenciales, las que afectan a la defensa de la vida, el matrimonio, la familia y la libertad de educación. Y esto sí que supone una traición real a su electorado y al programa con el que concurrió a las elecciones, pues no pueden argumentarse en este ámbito razones de emergencia sobrevenida o de imposición exterior.

En su descargo hay que reconocer que está siendo sometido, desde el primer minuto, a una presión social y política desaforada por aquellos que durante años han permanecido devotamente rendidos o complacientemente silentes ante las políticas del anterior ejecutivo. También está teniendo que hacer frente a la herencia recibida del último Presidente del Gobierno, aquel que decía que le convenía la crispación, y en eso siguen estando sus adeptos, o que había que hacer las cosas “como sea”, con tal de imponer su ideología.

Reconocido lo anterior, en la situación actual tenemos que preguntarnos qué está haciendo el Partido Popular en relación con las cuestiones fundamentales a las que antes hemos aludido, no perdiendo de vista que esas son las trascendentales para el futuro de nuestra sociedad.

En la cuestión del aborto, nada de nada. Llevamos casi un año, con más de 300 abortos diarios, y sólo hemos escuchado palabras y más palabras, pero ni una decisión concreta. La responsabilidad de que se mantenga la legislación promulgada por Zapatero, Aído y compañía, la comparten el Tribunal Constitucional, que no quiso suspender su ejecución, y el Partido Popular, que en su momento interpuso un contundente recurso que parece ahora haber olvidado. Nada impide ahora al Gobierno, apoyado en su mayoría absoluta parlamentaria, promulgar una nueva ley que frene ya la actual sangría.

Tampoco en educación, de momento, se ha hecho nada en profundidad. Se han limitado los daños que causaba “Educación para la Ciudadanía”, y poco más. Existe una propuesta de Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa, pero es un paso insuficiente. Tiene aspectos muy positivos, pero sus carencias son aún mayores. Tres sencillos ejemplos: olvida el papel fundamental de las familias como titulares del derecho a la educación de sus hijos, no propone ningún cambio efectivo que aumente la libertad real de las familias y no hace modificación alguna respecto al actual tratamiento que se da a la asignatura de Religión, claramente alejado de la propia normativa vigente y de los acuerdos y pactos internacionales suscritos por España, así como de la jurisprudencia del Constitucional y del Supremo.

Entonces, ¿para qué diablos sirve el Partido Popular?

Vicente A. Morro López | 98 comentarios valoración: 3  541 votos

Al contrario de lo que hace el PP, cumplo la promesa que anuncié al publicar mi último post. El anterior se titulaba “Los tres poderes del Estado, el Partido Popular y el Tribunal Constitucional”. En él ya se denunciaba el incumplimiento por Mariano Rajoy y su Gobierno de las promesas electorales del PP en aspectos fundamentales para el futuro de nuestra sociedad: las cuestiones de principios y valores. Este artículo ya fue publicado, hace ahora dos años, en el diario Las Provincias y en la web Análisis Digital. Se vuelve a publicar sin retocar ni rectificar nada, pues desgraciadamente está plenamente vigente. Es más, visto lo visto, cabe decir con toda justicia que lo poco que han hecho el Señor Rajoy y el Partido Popular lo han hecho muy mal. La LOMCE es puro continuismo maquillado; el Anteproyecto de modificación de la ley del aborto se ha abortado sin explicación –como ampara la Ley que los populares quieren mantener, la “Ley Aído/ZP/Rajoy”-; en ‘apoyo’ a la familia, palabrería y promesas vacías, que los Presupuestos Generales contradicen año tras año. En fin, continuismo de los populares con las políticas radicales, pura ideología de género, de los gobiernos de ZP.

Gracias a Dios, la sociedad civil española no está dispuesta a rendirse con fatalismo. El 22N en Madrid, cientos de miles de españoles demostramos que no vamos a acostumbrarnos a lo que Marías, cuyo centenario celebramos, denominó "aceptación social del aborto". Pueden incumplir y mentir, pero se lo demandaremos. No estamos cautivos, ni nuestros votos. Somos libres y responsables, por eso no vamos a aceptar que nos impongan una sociedad enemiga de la vida, la mujer y la maternidad.

sobre este blog
Vicente Agustín Morro López

Gracias a Dios, 30 años felizmente casado y padre de 5 hijos. Trabajando, por maldición bíblica, y estudiando, por amor a la sabiduría y a la Verdad. Miembro del Foro de la Familia y de la Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de Valencia. Luchando por la vida,  la libertad y la familia. Mi lema, el del caballo Boxer (Rebelión en la granja): ¡Trabajaré más fuerte!
Búsqueda en los contenidos de la web

>SÍGUENOS EN

>Entrevistas

El otro es un bien, también en política

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>Últimos comentarios

Good Attitude trelm - Overtaking laminitis buy term papers Quiescence is water the conjunction reviewer - Por Usaxjrt
Agradecimiento. - Os agradezco mucho vuestros comentarios y buenos deseos. Estos días han sido muy intensos en mi familia, y muy felices. Un auténtico regalo, absolutamente inmerecido. Es una pena que por simples intereses ideológicos se pueda atentar contra algo que es esencial para la felicidad de las personas: una familia estable. Un proyecto familiar ilusionante. Después nuestra libertad y las circunstancias marcarán la realidad, pero sin un proyecto inicial que busque la estabilidad y el bien de los demás -de nuestra familia, y de toda la sociedad-, el resultado seguro que es negativo. De nuevo, gracias a todos. - Por Vicente A. Morro López
- Vicente, al celebrar en estos momentos mis 25 años de casado, comparto íntegramente todos tus comentarios, los cuales asumo también como vivencia personal. Felicidades y que podamos seguir cumpliendo muchos más. - Por Abel Martínez Planells
ylrywq - cialis online kaufen ohne kreditkarte http://canadian-pharmacyn.com   where can i buy cialis online - Por ojfenk
Defender la vida, tarea de todos - Ultimamente parece que la defensa de los niños no nacidos y de sus madres es tarea de unos pocos -la fundación Red Madre por ejemplo- que dedican todos sus esfuerzos en dar esperanza y apoyo a esas madres embarazadas en dificultades. Hemos perdido el norte. Cuando se pone mas empeño en defender a las focas y a los,galgos que a los niños inocentes e indefensos, se demuestra que a una parte de la sociedad y la mayoría de la clase dirigente de un país, le,faltan los mas elementales principios. Y es que toda una civilización se tambalea sin resorte morales. Se anteponen las cosas y los,animales a las personas. Mal vamos. - Por Pablo Tauler