Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
10 DICIEMBRE 2016
Búsqueda en los contenidos de la web

Debe mirar los hechos

Roberto de la Cruz

Resulta curioso. Desde septiembre asistimos a los esfuerzos del Gobierno para explicar y justificar la próxima subida de impuestos. Esta semana han llegado a decir que la medida va a ser beneficiosa para los trabajadores. Subir el IVA va a favorecernos a todos, insinúa la ministra Elena Salgado. Y una vez más, la coletilla. Lo hacen por solidaridad.

El Ejecutivo trata de reinventar el discurso cada vez que habla de tocar el bolsillo a los españoles. Pero al referirse a los derechos preferidos de Zapatero, el sermón es siempre el mismo. Aunque para hacerlo deban recurrir a argumentos que, si no supiésemos de quién provienen, convendríamos que ni ellos se los creen. Francisco Caamaño, el ministro de Justicia, ha tratado de acreditar esta semana por qué no es necesario que los padres se inmiscuyan en la decisión de una hija que quiere abortar: si los progenitores están en desacuerdo, la vida de la chica puede estar en peligro. Y es que las jóvenes, según Caamaño, podrían acudir a "circuitos paralelos", a "lugares indeseables" para evitar que nazca su hijo.

Se queja Zapatero de las críticas que está recibiendo Bibiana Aído. No son asumibles en democracia, destacaba en el Comité Federal del PSOE el pasado sábado. La ley que con ella abandera la cree oportuna y proporcionada porque nos homologa con Europa. Sostiene que el objetivo es prevenir y ¡apoyar a las mujeres!

A finales de 2007 tuve la oportunidad de conocer el caso de Gema. Tenía un hijo de trece meses del que, al quedar embarazada, recibió el rechazo de sus padres. En aquel momento todo eran facilidades para abortar, "para quitarme un peso de encima, me decían". Dos años antes también había quedado embarazada y abortó, pero nadie le dijo que iba a tener secuelas. "Después de cuatro o cinco años sigo teniendo ese síndrome post-aborto, no se supera. Mienten quienes dicen que no pasa nada. Lo pagas muy caro, porque no puedes dejar de proyectar cómo hubiera sido esa personita". A los políticos que promueven el aborto les manda un mensaje: "No hay derecho, que pasen ellos por la experiencia y que luego me cuenten. Pero a ellos no les arrebatan nada como a mí me ha sucedido".

Con su segundo hijo, Gema no cometió el mismo error. Encontró el apoyo y la compañía de personas que le hicieron comprender el valor de su vida y de quien venía al mundo. Zapatero debería conocer estos testimonios. Experiencias como la de esta joven desmontan de inmediato hasta el discurso mejor construido para justificar la tragedia del aborto. Sólo entonces estaría en disposición de apoyar a las mujeres en este trance.

<< volver

La imagen del día

>SÍGUENOS EN

Julián Carrón sobre los desafíos de Europa

Marcados con la N de nazareno

Persecución en Kaduna

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

Ministerio de educación y cultura

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>DESCARGA NUESTRA APP