Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
3 DICIEMBRE 2016
Búsqueda en los contenidos de la web

El nuevo movimiento de Obama

Lorenzo Albacete

Tomemos, por ejemplo, el tema de la legalización de los matrimonios entre personas del mismo sexo, o "matrimonios gays". Un artículo de Sandhya Somashekhar y Peyton Craighill, publicado en el Washington Post of Sunday, afirma que una mayoría, si bien limitada, de americanos defiende el matrimonio gay, según una encuesta realizada por Washington Post-Abc News. Esta encuesta refleja las opiniones cada vez más tolerantes de los americanos hacia la homosexualidad, que avanza en paralelo con una serie de victorias legales y legislativas obtenidas últimamente por los defensores de los derechos de los gays. Hace cinco años, el apoyo a los matrimonios homosexuales se limitaba a poco más de un tercio de los americanos, el 36%; ahora, el 53% declara que deberían legalizarse, alcanzando así por primera vez una mayoría favorable en las encuestas Post-Abc.

"Los datos son coherentes con muchos otros sondeos que hemos conocido y con la actitud general del último año y medio", afirma Evan Wolfson, presidente de Freedom to Marry, un importante grupo pro matrimonio gay. "Cuando uno entiende que se trata de amor, un compromiso familiar difícil de encontrar en estos tiempos para todos, se comprende lo injusto que es tratarles de una forma distinta".

El artículo informa también de que los que se oponen al matrimonio gay critican la forma en que se les planteó la pregunta, que decía: "En su opinión, el matrimonio entre parejas homosexuales, ¿debería ser legal o ilegal?". Brian Brown, presidente de la National Organization for Marriage, sostiene que el término "ilegal" podría llevar a pensar en la posible detención de los transgresores, algo que la mayor parte de los americanos consideraría excesivo. Brown, cuya organización representa a un importante grupo contrario al matrimonio gay, destaca que el matrimonio entre personas del mismo sexo ha sido rechazado en los 31 estados en que ha sido sometido a votación. "El único sondeo que importa es la libre y correcta votación por parte del pueblo", afirma. "Vemos cada vez más a menudo sondeos sesgados, incluso antes de las votaciones en las que el matrimonio gay ha sido rechazado. Es absurdo. La población de este país no ha cambiado de opinión sobre el matrimonio".

Aun así, en todos los sondeos sobre el matrimonio gay, Post-Abc News siempre ha utilizado los términos "legal o ilegal", desde el año 2003, cuando el porcentaje a favor de la legalización era muy inferior. Otros sondeos, como los de Pew Research Center, Associated Press o CNN, han mostrado tendencias similares. En la última encuesta de Post-Abc, el cambio se debe al fuerte incremento a favor de estas uniones en algunos segmentos de la población. Los hombres, que antes se mostraban mucho menos favorables que las mujeres respecto al matrimonio gay, ahora lo defienden en la misma proporción. El apoyo entre los blancos con estudios superiores, los independientes desde el punto de vista político y los que no se declaran religiosos, también ha crecido significativamente. Los republicanos, conservadores y cristianos evangélicos blancos siguen siendo los grupos que más se 0ponen a la legalización de los matrimonios entre personas del mismo sexo.

La encuesta muestra también los cambios de intensidad en las opiniones sobre el argumento. En el pasado, el número de americanos que afirmaban rotundamente que el matrimonio gay debía ser prohibido era muy superior al de aquellos que, por el contrario, defendían con fuerza su legalización. Ahora los dos grupos van a la par, con un 35% en contra y un 36% a favor de la legalización.

La oposición decidida al matrimonio gay es en parte responsable de la no reelección en Iowa de tres jueces del Tribunal Supremo estatal que habían votado a favor de la legalización. En Minnesota, Indiana, Pennsylvania y Carolina del Norte se están estudiando procedimientos para prohibir el matrimonio gay. Pero estas victorias de los opositores se están viendo empeñadas por varias derrotas. El pasado mes de marzo, el Distrito Federal de Columbia se unió a los cinco estados que reconocen el matrimonio gay. Más recientemente, un juez federal ha eliminado la prohibición del matrimonio gay aprobado por los electores en el estado: el caso ha llegado al Tribunal de apelaciones y es probable que aterrice en el Tribunal Supremo.

El verano pasado, un juez federal de Massachusetts bloqueó la prohibición del gobierno federal de reconocer los matrimonios entre personas del mismo sexo según la ley de 1996, la Defense of Marriage Act, conocida como Doma. Este caso también llegará probablemente a instancias superiores. Además, apuntando una gran victoria para los defensores del matrimonio gay, la administración de Obama ha anunciado que ya no defenderá en los tribunales la ley del matrimonio.

Los parlamentarios republicanos han jurado defender la ley ellos mismos y critican a Obama por haber creado un problema tan polémico socialmente en un momento en que debería concentrar su atención en la economía y el empleo. La semana pasada, los demócratas presentaron propuestas de ley para derogar la Defense of Marriage Act, haciéndose eco de los vientos de cambio (el sondeo telefónico se realizó entre el 10 y el 13 de marzo sobre una muestra nacional aleatoria de 1.005 adultos. Los resultados presentan un margen de error de casi el 3,5%).

En un artículo publicado en la revista The American Conservative, Justin Raimondo argumenta desde el punto de vista del secularismo "libertario" en contra de la legalización del matrimonio gay. Su tesis, sin embargo, se apoya más en la oposición libertaria a la legalización en sí (en nombre de la libertad personal) que sobre el significado intrínseco del matrimonio.

Parece que, una vez más, la Iglesia católica es la única que puede separar la realidad de la afectividad humana y de la necesidad de compañía de la carga ideológica que oculta el verdadero camino hacia la felicidad que todos los hombres buscan.

<< volver

La imagen del día

>SÍGUENOS EN

Julián Carrón sobre los desafíos de Europa

Marcados con la N de nazareno

Persecución en Kaduna

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

Ministerio de educación y cultura

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>DESCARGA NUESTRA APP