Diario de información sobre la actualidad política, social, económica y eclesial
8 DICIEMBRE 2016

El problema está en la izquierda, no en la derecha

| 0 comentarios valoración: 4  56 votos
Vota 1 2 3 4 5
Resultado 4  56 votos

En un principio, el Partido Democrático (PD), fundado en 2007, fue concebido como un partido de centroizquierda que debía dar cabida tanto a antiguos comunistas (como Massimo D´Alema o Pier Luigi Bersani) como socialistas, e igualmente republicanos, demócratacristianos de izquierdas y sindicalistas. Y así lo fue hasta febrero de 2013, en que concurrió a las elecciones generales con un excomunista (Bersani) que había moderado sus posiciones pero que seguía siendo un hombre netamente de izquierdas.

Las cosas comenzaron a cambiar cuando en su lugar fue nombrado Primer Ministro Enrico Letta, un demócratacristiano de izquierdas con un discurso muy moderado que mantenía buenas relaciones con el sindicato hermano (CGIL) pero que era percibido por los mercados como suficientemente moderado como para que finalmente la prima de riesgo fuera cayendo. Pero Letta fue sustituido en menos de un año por Matteo Renzi, otro demócratacristiano de izquierdas que tenía por prioridad el crecimiento del país. Y para que el país pudiera crecer, Renzi considera imprescindible hacer una política de derechas (bajada de impuestos, reducción del gasto público, programa de privatizaciones) entre las que se encontraba cambiar la dinámica del mercado laboral, hasta ese momento blindada por el célebre Estatuto de los Trabajadores cuyo artículo 18 obligaba al empresario a readmitir al trabajador si el despido era considerado improcedente.

Eso explica que Renzi, aun teniendo supuestamente a la principal central sindical (la CGIL de Susanna Camusso) de su lado, tuviera que sufrir una huelga general el pasado diciembre. Y que, finalmente, haya tenido que dejar claro que, si la izquierda de su partido no está dispuesta a adaptarse a las necesidades que imponen los mercados, gobernará hasta donde pueda mediante decreto-ley. Todo esto lleva a que más de uno haya percibido a Renzi más a la derecha que Berlusconi, ya que éste no se atrevió a tocar los privilegios del sector público y el actual Primer Ministro, en cambio, sí lo ha hecho ya y en más de una ocasión.

De esta manera, en este momento es posible visualizar hasta cuatro fuerzas políticas que van desde el centro-derecha hasta la ultraderecha: el PD de Renzi, el NuovoCentodestra de Angelino Alfano, la Forza Italia de Silvio Berlusconi y la Liga Norte de Matteo Salvini. La pregunta es: ¿y quién representa a la izquierda en Italia? Hasta hace poco, la pequeña formación de Sinistra, Ecología e Libertà (SEL) de Nichi Vendola y Laura Boldrini, y el Movimiento Cinque Stelle de Beppe Grillo. Pero Boldrini y Vendola no dejan de ser políticos de poco relieve, mientras Grillo se encuentra totalmente desprestigiado por su radicalismo exacerbado. Así que, como digo, ante unas previsibles elecciones generales que podrían tener lugar antes de junio de 2016, la izquierda italiana sigue esperando su líder, sin que este de momento aparezca.

A día de hoy, sólo se me ocurre un posible candidato: Giuseppe Civatti, diputado del PD, joven como Renzi y suficientemente considerado por diversos sectores de la izquierda italiana como para atreverse a representar una alternativa. Sin embargo, para ello tendría que escindirse y crear su propio partido, y no parece que de momento vaya a dar ese paso. Hasta entonces, ¿quién se ocupará de representar a la izquierda en Italia? Toda una incógnita por despejar...

>Comentar

* campos obligatorios
0Comentarios

<< volver

sobre este blog
El observador español
Pablo Martín de Santa Olalla Saludes es Doctor en Historia Contemporánea por la Universidad Autónoma de Madrid. Especialista en Historia de la España actual, ha publicado varios libros sobre el tema de la Iglesia durante el franquismo y la Transición. Sus investigaciones le llevaron a realizar numerosas estancias de investigación en Italia, donde comenzó a interesarse por la realidad italiana. Su último libro es 'El laberinto italiano. Del fenómeno Berlusconi a la crisis actual, 1994-2014'
Búsqueda en los contenidos de la web

La imagen del día

>SÍGUENOS EN

Julián Carrón sobre los desafíos de Europa

Marcados con la N de nazareno

Persecución en Kaduna

Arte y pintura en Páginas Digital

El caballero de la mano en el pecho

David vencedor de Goliat de Caravaggio

Ministerio de educación y cultura

>Boletín electrónico

Recibe los titulares de PÁGINASDIGITAL.es en tu correo electrónico
Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

>Últimos comentarios

misma cancion - italia y espana la misma mierda con distinto nombre/desde milan despeus de 5 anos en vitoria gasteiz - Por giancarlo mandelli
Il senno di poi è una scienza esatta - In Italia si dice che "il senno di poi" è una scienza esatta. Ma tu, caro Pablo, sai che io lo avevo detto più di un anno fa: il cavallo vincente delle "prime" primarie era Renzi, e se Matteo avesse vinto (come io ho sperato, sostenendolo), oggi l'Italia avrebbe un governo stabile. Speriamo che riesca a tirarci fuori dai guai, anche se oggi la situazione è molto più complessa. Io spero molto che Francia e Spagna facciano muro per fare in modo che Bruxelles, pure nel rispetto dei "parametri", sia meno inflessibile. Quindi, caro Pablo, dateci e datevi una mano! - Por Francesco Triglia
provincias y primarias - Dos pequeños apuntes: 1) en Italia no se van a eliminar las regiones si no las provincias (de hecho no se podría crear una "Camara de las Regiones" si se van a eliminar) 2) Creo que falta un análisis sobre el tema de las primarias en PD que en mi opinión es indirectamente una de las claves del éxito de Renzi. - Por Matteo Villa

>DESCARGA NUESTRA APP